El Lean Startup es una metodología creada por Eric Ries. Se sustenta sobre una premisa básica: una startup no es una empresa, sino una organización temporal que tiene como objetivo encontrar un modelo negocio escalable y sostenible. En ese camino la startup va a experimentar diferentes estrategias, por lo que es muy probable que se cometan errores, de los que hay que aprender.

El enfoque del Lean Startup está completamente dedicado al cliente y no tanto al producto. No necesitamos tener un producto completamente acabado, sino que debemos enfocarnos en actuar con rapidez para aprender durante el proceso. De esa forma surge otro concepto: el producto mínimo viable (MVP), que es una versión básica de nuestro producto, con las características fundamentales para funcionar y cuyo objetivo es aprovechar mejor nuestros recursos mientras aprendemos cómo actuar en nuestro nicho de mercado, qué estrategias debemos seguir o las mejoras que necesita el producto para convertirse en la propuesta de valor de un modelo de negocio exitoso.

leanStartup

La fusión de la filosofía Lean Startup y el Business Model Canvas la trajo Ash Maurya con su Lean Canvas. Aunque se trata de un lienzo muy parecido al de Alex Osterwalder, aporta algunos cambios:

  • El bloque de alianzas está dedicado al problema. Una cuestión clave en cualquier negocio es tener claro el problema o necesidad que resuelves, pero mucho más en una startup .
  • El bloque de actividades clave pasa a ser la solución. Si antes hemos detallado el problema también es necesario definir cuál es la solución que aportamos.
  • Los recursos clave cambian a métricas clave. Dado que en una startup es muy posible y hasta necesario cambiar el modelo de negocio es importante tener en cuenta que indicadores vamos a usar para saber en qué momento debemos o no aplicar los cambios.
  • Las relaciones se transforman en la ventaja diferencial. Esta va a ser la clave del modelo negocio porque, aunque difícil de medir, es fundamental tener bien claro qué aporta el modelo con respecto a lo que existe para diferenciarse de la competencia.

lean-canvas-lienzo-modelo-de-negocio-lean-startup-ash-maurya-BIG

El proceso detrás de toda esta metodología no es más que construir, medir y aprender para posteriormente aplicar ese aprendizaje. Supone poner a prueba la idea de negocio, sacarla al mundo real, comprobar qué funciona y qué no y, sobre todo, ser capaces después de modificar todo lo necesario para que el negocio funcione. Más allá de las ideas, la pizarra, los apuntes y el trabajo “de oficina” está la competencia y el mercado. Ahí es donde realmente hay que enfocar todos los esfuerzos y el Lean Startup puede ser una buena forma de empezar a trabajar.


Artículo publicado originalmente en el blog de la Cátedra Emprende y Lidera.